El quinto aniversario del Patriarcado Católico Bizantino

El 5 de abril de 2011, el Sínodo de los Obispos de la IGCOU se reunió en Zhovkva, Ucrania, y estableció el Patriarcado Católico Bizantino. Se convirtió en una estructura religiosa independiente que ejerce el ministerio profético en asuntos de la fe y moral, tanto para las Iglesias orientales como para occidentales. Arzobispo Elías OSBMr fue elegido Patriarca, obispo Metodio OSBMr y obispo Timoteo OSBMr fueron nombrados obispos secretarios.

Antes del establecimiento del Patriarcado, el Sínodo de los Obispos de la IGCOU escribió casi 20 llamamientos al Papa Benedicto XVI, solicitándole que no beatifique a Juan Pablo II ya que este gesto de facto aprobaría su dirección apóstata en la Iglesia y abriría la puerta al sincretismo con el paganismo. Especialmente su gesto apóstata en Asís se convirtió en un programa de propagar la infección espiritual de neopaganismo dentro de la Iglesia. Además, Juan Pablo II es responsable por su consentimiento tácito a las herejías de neomodernismo que socavaron los cimientos no sólo de la Iglesia católica, sino del cristianismo en general.

Aniversario de la renovación jubilar del bautismo

El domingo 6 de julio de 2014, celebraremos el primer aniversario de la renovación del bautismo en el río Dniéper en Kiev.

Recordamos vívidamente la canonización de Juan Milic de Kromeriz, predicador checo del arrepentimiento y profeta, por el Patriarca Elías del Patriarcado Católico Bizantino durante una liturgia solemne frente a la iglesia de Santa Sofía en Kiev, en la víspera de la fiesta de la natividad de San Juan el Bautista. Después de la Divina Liturgia, nosotros, los creyentes de la Iglesia greco católica ortodoxa de Ucrania (IGCOU), junto con nuestros obispos y el Patriarca Elías marchamos en procesión con las banderas de la iglesia y pancartas, cantando canciones religiosas, desde la iglesia de Santa Sofía a la escultura de Santa Olga, San Andrés y apóstoles eslavos Santos Cirilo y Metodio. A partir de ahí fuimos a la estatua de San Vladimir donde todos nosotros ―en nombre de nosotros mismos y de toda la nación― renunciamos al diablo y las fuerzas demoníacas. Luego nos confesamos la fe y bajamos al río Dniéper.

El tercer aniversario de la fundación del Patriarcado Católico Bizantino

El 5 de abril de 2014, celebramos el 3er aniversario de la fundación del Patriarcado Católico Bizantino.

El Patriarcado Católico Bizantino fue establecido con el fin de unir a todos los cristianos ortodoxos bajo la autoridad espiritual que representa plenamente el verdadero Evangelio y la doctrina de Cristo aquí en la tierra. Esta autoridad categóricamente se disocia de todas las herejías y profesa la fe salvadora que garantiza un camino seguro de la salvación para todos los que están subordinados a la autoridad espiritual del Patriarcado. El objetivo del Patriarcado Católico Bizantino es dar patrocinio a todos los creyentes que desearían preservar el sagrado depósito de la fe católica, independientemente de su nacionalidad o pertenencia a cualqiera Iglesia Católica o tradición.

Canonización de Juan Milic (+ vídeo)

 

El 6 de julio de 2013, durante la Divina Liturgia solemne en Kiev, Patriarca Elías del Patriarcado Católico Bizantino canonizó a un predicador y profeta checo Juan Milic de Kromeriz.

Milic nació en Kromeriz alrededor de 1320. De Moravia, a continuación, se trasladó a Praga – la capital del Reino de Bohemia y de toda Europa en el momento. Él ganó un alto cargo en la cancillería del emperador.

El arzobispo Miguel Osidach murió

El 21 de febrero de 2013, el arzobispo Miguel Osidach murió. Su deseo era ser sepultado por uno de los obispos católicos ortodoxos. Él expresó este deseo 14 días antes de su muerte.

Cuando el obispo Marciano, hermanas religiosas y creyentes católicos ortodoxos vinieron al entierro en su pueblo natal, el clero de la IGCU, encabezado por el vicario Kotkyevych, no abrió el ataúd en absoluto y creó un escándalo durante el cortejo fúnebre.

Consagración de Ucrania, Rusia y Bielorrusia a la Santísima Madre de Dios (+ vídeo)

Kiev, 8 de enero de 2013. Sinaxis de la Santísima Teotokos

 

En esta hora histórica, en nombre de todos los católicos y cristianos ortodoxos de Ucrania, Rusia y Bielorrusia, y en nombre de los presidentes Viktor Fedorovych, Vladimir Vladimirovych y Olexandr Grygorovych, Yo, Elías, Patriarca del Patriarcado Católico Bizantino, consagro estas tres naciones eslavas a la Santísima Madre de Dios.

Seminaristas y sacerdotes usando máscaras de terroristas

Hoy, 17 de noviembre de 2012, a las siete en punto de la mañana, cerca de veinte hombres enmascarados irrumpieron en el monasterio de las hermanas contemplativas en el pueblo de Probizna, en la región de Ternopol, en Ucrania. Eran sacerdotes y seminaristas de la IGCU (Iglesia greco católica de Ucrania). Treparon por una escalera al segundo piso, rompieron una ventana de la capilla e invadieron el monasterio. Las hermanas a duras penas alcanzaron a retirar la Eucaristía del sagrario. Los atacantes empezaron a golpear a las hermanas, pateándolas e insultándolas, y sacándolas una a una de la casa bajo la supervisión del cura de la localidad, Zenobius Pasichnyk (UGCC), que observaba desde lejos las brutales acciones. Los asaltantes robaron un teléfono celular y un computador de las hermanas, llevaron el computador a la Iglesia y le quitaron la memoria.

Primer aniversario del Patriarcado Católico Bizantino

Leopolis, 05 de abril 2012

El Patriarcado Católico Bizantino fue proclamado por siete obispos de la Iglesia ortodoxa Griego-Católica Ucraniana, el 5 de abril de 2011.

Este paso histórico fue hecho en la víspera de la tragedia más grande en la historia de la Iglesia de 2000 años enteros. El 1 de mayo de 2011, el Papa Benedicto XVI hizo un gesto de apostasía, el cual abrió la Iglesia Católica al espíritu del anticristo. La negación de la Palabra de Dios y de toda la tradición católica mediante el establecimiento de la unidad con el paganismo y sus demonios, era aceptado como la posición oficial de la Iglesia.
El Espíritu Santo fue así oficialmente expulsado de ella. La consecuencia de la apostasía y del anatema de Dios, según Gal 1,8-9, es que todos los obispos y sacerdotes católicos que están en la unidad con el espíritu de Asís, con el espíritu del anticristo, celebran la Santa Misa y administran los sacramentos inválidamente. “No hay ninguna unidad entre Cristo y Belial. (Cf. 2 Col 6,15)

Elije la lengua

Buscar

Palabra de la vida

“Y por cuanto sois hijos, Dios envió a nuestros corazones el Espíritu de su Hijo, que clama: “Abba, Padre”. Así que ya no eres más esclavo, sino hijo; y si hijo, también eres heredero por medio de Dios.”

Ga 4, 6-7 (desde 23-4-2017 hasta 7-5-2017)

Reflexión sobre la Palabra de Dios